Refugios seguros.


¡Los libros! Qué maravillosos son: te cuentan historias, narran aventuras, hacen compañía y no hay riesgo alguno con ellos. ¿No es genial? Hoy he empezado uno de Atticus Finch. Lo compré porque unos amigos literatos me enseñaron una cafetería llamada así, con un membrete con un pájaro. En ese café librería llegó hasta mis manos ese libro tan especial de meditaciones para niños, el que siempre os recomiendo. La dueña y mis amigos me dijeron que el nombre era de un personaje... y al final, tras topar dos veces con el libro, lo compré. Me dicen que la película es buena, se llama "Matar a un ruiseñor".

Así que tengo un plan nuevo, dado que llevo una semana de pena, muy triste y metiendo mucho la pata. Leer. Ese es mi fantástico plan. Al leer no molestas a nadie y la mente descansa.

Un abrazo,
Nell.




3 comentarios:

Neftis dijo...

Leer es una muy buena forma de evadirse de los problemas del dia a dia. Disfruta mucho con la lectura.

Saludos

Victoria Tsuchiya dijo...

Anímate! Las meteduras de pata sirven para enseñarnos a mejorar... se aprende y ya está, no hace falta centrarse en los errores una y otra vez... eso no lleva a ningún sitio y sólo sirve para sentirse mal. Céntrate en las cosas buenas que te han pasado durante el día... como por ejemplo que hace un día estupendo para ser invierno, estás guapísima o que ya llevas dos libros publicados!!!

Nelly dijo...

Muchas gracias a las dos! ((besos besos besos))

Publicar un comentario

 

 

 

Creative Commons License
contador de visitas para blogger por paises