Libros que sí y libros que no...

Una amiga me ha dejado "Ella es tan dulce", de Elizabeth Phillips pero... no me gusta nada.
Veréis, trata de una arpía norteamericana que regresa a la localidad en la que nació. Era la reina de la belleza, la típica jefa de animadoras rubia, guapa y triunfadora. Pero más mala que nadie. Al principio el libro me costaba un poco por los estereotipos estadounidenses. Luego, cuando te enteras de las barbaridades que la pequeña Cruela de Vil hacía a sus enemigos en el instituto, te deprimes. Y ya cuando descubres que la tomó con una niña gordita porque era hija de la amante de su padre ya... en fin, para qué os voy a contar.
No me gusta leer tanta maldad. Son todos unos desgraciados. Y es ese tipo de mala leche muy propia de las mujeres...
Lo peor es que nuestra rubia protagonista vuelve a la localidad en la que nace siendo una fracasada, y encima se ve que va a terminar liada con un profesor, lo cuál ya me ha dejado mal cuerpo (es una historia tan típica. En fin, que no me gustó). Pero pasando por alto eso, acabo de leer una escena y me he dicho, hasta aquí.
Las personas a las que hirió cuando era joven son otras arpías. No puedo identificarme con nadie. Y la frase: "No podía castigar a su padre pero sí podía castigar a Winnie" y acto seguido te cuenta una escena que, de tan cruel, piensas si esto le ocurriera a alguien de verdad, esa niña tendría que dejar el instituto. En fin, si aún pudieras identificarte con la que sufre su venganza, bueno, pero es que ni eso porque sigue siendo la niña acomplejada de entonces y está casada con su ex-novio.
Demasiada mala leche para mi gusto.
Así que se lo devolveré, jajaja, la pobre si me lee va a pensar "cielo santo, si lo sé no se lo dejo". Lo siento, de verdad, es que no me gusta leer para pasarlo mal.
Alguno dirá, ¿y qué te gusta, la fantasía? Pues no, y sí. Me gusta un poco de todo: El Capitán Alatriste, Zig-Zag (que tiene escenas terroríficamente truculentas pero... es distinto), me gusta El Guardián Entre el Centeno, Los Pilares de la Tierra, Los Secretos de Nicolás Flamel, El Pintor de Batallas, El Club Dumas, Las Sombras de la Catedral, Las Puertas de Seda, El Señor de los Anillos, Sin Noticias de Gurb, El Psicoanalista, Tránsito, Historia del Loco, Los Miserables, En Un Lugar Llamado Tierra, La Leyenda de Patrácoras, El Perfume, Chocolat, Dios vuelve en una Harley, Tuareg, Los Renglones Torcidos de Dios, Memorias de una Geisha, Charlie y la Fábrica de chocolate, La Princesa Prometida, El Misterio del Cuarto Amarillo, Los hijos del vidriero (éste me impactó mucho de niña), Las Aventuras de Sol, La Buena Suerte,...

Evadirme.

Y, el libro del año: "La elegancia del erizo"
(sí, me enamoré de Kakuro Ozu...)

Me gustan historias... que pueda leer, que disfrute de ellas. Pero, en el momento en que Sugar Beth (de "Ella es tan dulce"), provoca que los compañeros de instituto de Winnie la vean desnuda (en una escena de lo más cruel), pues ya me da igual lo que sea de la protagonista en el resto del libro. Es que no puedo perdonarla. Así que, libro fuera...
¿Exceso de sensibilidad?
No. Es como cuando Darcy le suelta a Lizzy: "Te amo a pesar de mi mismo".
Pum. Libro fuera. (años odiando a Darcy ;) Qué declaración: "Eres pobre, sin clase, tus padres son de lo más avergonzantes, tus hermanas igual, eres inapropiada. Me he dicho mil veces que no estás a mi altura. Pero te amo. ¿Nos casamos?"


Así que hablando de libros otra amiga me ha dejado: "Juntos, nada más".
He empezado a leerlo y me he enganchado.
Aunque... todavía no sé de qué va. Son historias aparentemente inconexas, esos libros que cuentan sin contar nada. Tipo Brooking Follies, es bonito, se deja leer.

Hay muchos libros que no me gustan: "La Conjura de los Necios", por muy premio Pulitzer que sea, yo no lo usaba ni de calza de mesa. Odio al protagonista. Me da ardor de estómago., es repelentemente insoportable. Y lo mismo me pasa con "Las Travesuras de la niña mala", que devolví a quien me lo dejó diciéndole: "¿cambia?".
- No, es así tooodo el libro.
Igual me ocurrió con Tokio Blues (lo sé, seguro que os encanta). Yo... no entendía el rumbo de los diálogos que pasaban de "voy a suicidarme" a "¿hacemos el amor?". Estaban todos locos. Todos. Hay escenas que son completas chifladuras. ¡¡¡Me agobiaba sólo leerlo!!!

Lo mismo con "Tiempo de Silencio", que leí con trece años y olvidé, salvo por la terrible escena del aborto. Que yo no digo que no sean grandes obras maestras, simplemente digo que a mí, cuando leo, no me gusta sufrir. Y un libro no es como una pelí, que apartas la mirada y ya está, no, un libro es directamente a tu cerebro.
Ídem, Rayuela, con la escena del niño. (¿había un niño o ya me confundo con Trainspotting). Después de esa escena... en fin.

¿Qué libros os gustan a vosotros? Esto es como preguntar tu color favorito, lo sé... Pero ya que me he despachado a gusto, jajajajajaj.... os toca.

3 comentarios:

Pringadilla dijo...

¡Devuelveme mi libro! ¡Ala! Mi pobre Sugar Beth, que sí, era una arpía -como ella misma reconoce- pero a la que la vida le da dados palos suficientes como para bajarse del trono y ver que era una niña mimada y desgracida a la que le consentían y aplaudían todo.

Nelly dijo...

Ja,ja,ja,ja...

Ayer me tomé un café de Nespresso y yo creo que me revolucionó un poco. (A partir de ahora sólo mojitos). Te lo devolveré. El que me dejó mi otra amiga es muy bonito, siento mucha curiosidad por los personajes.
Y ya que estamos, ¿no tienes alguno... ejem, ya sabes, "romántico"? pero... en fin, tú ya me entiendes.
Mu sexy.
Besos,
Nell.

Orfalas dijo...

Mira que me gusta Perez Reverte pero... ¿El Pintor de Batallas?

A mi me parecio una llantina de un tipo que vio demasiadas cosas horribles en sus años mozos. Bien escrito, muy introspectivo, sincero como casi todo lo que escribe (Alatriste aparte) pero asin (_____________________) de aburrido.

Publicar un comentario

 

 

 

Creative Commons License
contador de visitas para blogger por paises