CAPÍTULO CINCO...

He empezado esta novela hace un par de semanas y llevo ya casi cuarenta páginas. Raro. No sé si debería preocuparme. Normalmente un autor puede escribir tres, cinco... diez páginas al día, y ¡ya es un gran trabajo!
Yo si me descuido, no hay quien me arranque de ésta historia.
Debe de ser el género, es infantil, es un cuento adaptado a un formato más largo. Y a mí los cuentos no me cuestan nada... son como pequeños trozos de historia, como videoclips, como una canción... tienen un ritmo interno y cuando te atrapa... ya no sales. (¿No os da algunas veces por escuchar la misma melodía una y otra, y otra vez?)
En fin. Espero que la facilidad con la que lo estoy escribiendo sea proporcional a su calidad literaria porque si no... ja,ja,ja.
No me hagáis caso.
En este capítulo los personajes ya estan presentados, las relaciones acaban de establecerse, -un inicio- y aunque la mayor parte de él está ocupado por un duelo (el personaje "menos bueno" contra el mejor amigo de mi protagonista), de lo que realmente me gustaría escribir es de una especie de escapada. Todavía no sé muy bien cómo introducirla en la historia, pero esta ahí.

La verdad, hacía años que no escribía con tan poca planificación del argumento. Y con tanta constancia diaria. Leí en el periódico que un autor de renombre decía: "Si solo me siento a escribir cuando me apetece, ¡tardaría 10 años en terminar una novela". Ya de por sí se tarda un año o dos en terminar cualquier cosita pequeña...

Por último, para terminar, os pongo un breve fragmento del libro "Manual de Técnicas Narrativas" de Enrique Páez. Sobre "El bloqueo del escritor"

"Victoria Nelson hace una lectura inteligente del bloqueo del escritor. La visión es psicoanalitica, claro, pero es que, a fin de cuentas, el bloqueo es un conflicto interior, una dificultad psíquica que se debe vencer. Y lo más curioso es que, por fuerza, por la simple y dura disciplina, no suele funcionar la cura. Más bien tiene que ver con lo contrario. Con la reivindicación del placer de escribir. Escribir por el hecho de escribir, y no de tener el texto escrito. Al igual que pasa con los niños, que quieren jugar por jugar, no necesariamente para ganar, sino por el puro placer del juego".

La posdata la añado yo: Si además ganas es mucho más divertido.

La lección de hoy es que, como ya se ha dicho, si el bloqueo os dura varios días, entonces abandonad los paseos, dejad de esquivar el problema y sentáos frente al ordenador. Veréis que se pasa escribiendo.


3 comentarios:

julia dijo...

Te he dejado un regalito en mi blog http://sugieropalabras.blogspot.com/

Al_bertini dijo...

Interesante, interesante :)

Anónimo dijo...

¡Genial querida! Buenos consejos...
Fiore

Publicar un comentario

 

 

 

Creative Commons License
contador de visitas para blogger por paises